Archivo

Archive for the ‘Actualidad’ Category

Recesión en el tiempo

27 de mayo de 2012 Deja un comentario

Imagen

La crisis económica sigue anclada sobre nuestra sociedad, y en vistas de que no hay síntomas de mejora ni de recuperación a corto/medio plazo me surgen un par de preguntas: ¿vamos a vivir peor que nuestros padres?, ¿peor que nosotros mismos hasta ahora?

Los nacidos en la década de los 80 y principios de los 90 podemos considerarnos unos privilegiados por ser una de las generaciones mejor formadas y con más oportunidades de España. A parte de la formación y recursos de los que hemos dispuesto, la mayoría de nuestros padres y abuelos no han escatimado en gastos a la hora de ofrecernos la mayoría de nuestras demandas, debido en buena parte a generar en nosotros la felicidad que ellos no pudieron disfrutar en su día. Además, los grandes avances tecnológicos nos han hecho la vida más fácil y más atractiva, pero ¿ahora qué tenemos?

Problemas y dudas. Hipotecas eternas, desempleo, pérdida de algunos beneficios sociales, pensar en tener posible descendencia (o mantenerla)… Todo ello bajo la atenta mirada de la incertidumbre, que hace que las decisiones importantes sean mucho más complicadas de tomar. Todo eso hace que veamos el futuro con respeto y, por qué no decirlo, con algo de miedo.

En parte puede que seamos culpables de esta situación, por el no ahorro, la compra masiva de viviendas por encima de su valor y el consecuente sobreendeudamiento, pero no creo que la mayor parte de la culpabilidad deba recaer sobre nosotros, sino sobre otros eslabones de la sociedad que han tenido las manos sueltas y/o los ojos vendados durante mucho tiempo, pero ese es otro tema bien distinto.

Comparando nuestra situación con la de nuestros padres,  hasta ahora hemos vivido bastante mejor que lo hicieron ellos en su juventud, accediendo al mercado laboral más tarde y mejor formados y habiendo disfrutado de viajes, ocio y productos tecnológicos, acechados por el creciente consumismo. Nuestra infancia y adolescencia han sido, en la mayoría de los casos, bastante más plácida que la de nuestros progenitores, con menos obligaciones, más tiempo libre y muchas más posibilidades. Hemos vivido el boom tecnológico y nos hemos beneficiado del acercamiento de la economía española al resto de potencias económicas europeas, pero con graves desequilibrios estructurales, que van a ser complicados de contrarrestar en el corto plazo.

¿Y nuestro futuro? No creo que vayamos a ser a primera generación que vaya a vivir en peores condiciones que sus padres, en parte por lo que ya hemos vivido “de más” y por los avances tecnológicos, pero sí creo que vamos a vivir peor de lo que lo hemos hecho hasta ahora. Aún así, no queda otra que trabajar para salir y luchar por mantener nuestros derechos sociales, por lo que tanto han luchado nuestros antepasados y son uno de sus mejores legados. Y en aras al futuro, reajustar los desequilibrios estructurales y basar el crecimiento en la productividad y la I+D+I se antoja esencial para que nuestros descendientes no tengan que sufrir crisis tan agudas como la que estamos padeciendo nosotros.

Categorías:Actualidad
A %d blogueros les gusta esto: